De compañero a jefe: ¿Cómo hacer un pasaje eficaz?

Publicación
08 de julio de 2014
Lectura: 2 minutos
Imagen. Ascender: Cómo gestionar el paso de compañeros a jefe. Adeccorientaempleo

En tu carrera profesional es muy probable que debas enfrentar situaciones incómodas o conflictivas. Especialmente si logras ascender dentro de la misma empresa, deberás encontrar una nueva forma de relacionarte con los que hasta ayer fueron tus compañeros y ahora estarán bajo tu supervisión.

Hay muchos modos de hacer esta transición de una manera armónica y profesional, pero en todos los casos deberás asumir tu nuevo papel dentro de la empresa y tomar medidas adecuadas. Hoy te damos algunas ideas para desempeñar un nuevo cargo sin perder los lazos creados:

  • No intentes cambiar la relación existente: Tanto si tienes vínculos de amistad como si son estrictamente laborales, debes tener en claro que tu nueva posición no implicará que agrades más o menos a tus compañeros, sino que ello dependerá del modo en que tú te desempeñes y gestiones este tránsito. No busques simpatizar más de lo habitual o crear amistades forzadas, ni quieras ponerte en una posición de superioridad y mirar a los demás por encima de tus hombros. Todas estas posturas artificiales te darán más problemas que soluciones. Puedes conservar las amistades y puedes ser un buen jefe de aquellos para quienes sólo eras un compañero. Lo importante es no pretender generar cambios que no surjan de modo natural.
  • Aprovecha tu experiencia: Has estado ya en el lugar en el que hoy se encuentran tus compañeros y por eso conoces su manera de funcionar, muchas de sus expectativas y sus disconformidades. Aprende de tu propia relación con tu anterior supervisor y de sus errores y aciertos. En tus años de trabajo has podido asimilar mucha información y ahora debes utilizarla en tu favor. No pierdas nunca esta perspectiva ya que puede ser tu mayor ventaja.
  • Aprovecha tus vínculos: Conoces mejor que otros a quienes hoy deben estar bajo tu supervisión. Sabes de sus fortalezas y debilidades. Utiliza todo este conocimiento para sacar lo mejor de cada uno de ellos. Motívalos, reconoce sus aciertos y busca el modo de aprovechar mejor sus potencialidades. Frente a sus errores o inconvenientes, dialoga con ellos, descubre las verdaderas razones de los conflictos y procura soluciones a largo plazo. A medida que asciendes en tu carrera laboral, la apertura y el diálogo se convierten en herramientas cada vez más fundamentales.
  • Mantén una conversación con cada uno: Esta es una buena manera de asumir tu nuevo papel. Conversa cara a cara con cada uno de tus ex compañeros, comunícales tu nuevo cargo, tus nuevas obligaciones y tus expectativas. Escucha también las suyas y permíteles plantearte sus disconformidades. Piensa junto con ellos nuevas alternativas y soluciones.
  •  Mantente siempre profesional y respetuoso: Recuerda que un nuevo cargo también te posiciona en una situación de mayor responsabilidad en el trato con los demás. Ahora tienes mayor poder de decisión y por ello, todo lo que tú digas o hagas pueden influir positiva o negativamente en el ánimo de tu equipo. No dejes que un mal día o tu temperamento arruinen tus vínculos. Como supervisor, la indiferencia o falta de respecto hacia un trabajador puede echar por tierra todo tu esfuerzo.

Finalmente, avanza y no te dejes intimidar por los cambios, pues ascender es positivo Es cierto que tu posición en la empresa ha variado, que ahora eres el encargado de poner algunos límites y por ello, deberás enfrentar situaciones conflictivas, pero debes mantenerte firme. Aprovecha todo tu conocimiento y experiencia, muéstrate siempre abierto y dispuesto al diálogo, acepta que también tú cometerás errores y aprende de ellos. No dejes que las nuevas responsabilidades te abrumen y toma las riendas de tu carrera profesional.

Descarga gratis la guía definitiva para superar una entrevista de trabajo
Descargar

Últimos artículos publicados

Descarga gratis la guía definitiva para superar una entrevista de trabajo
Descargar guía