¿Es el salario emocional igual de importante que el económico?

Publicación
12 de junio de 2019
Lectura: 4 minutos
Salario emocional

Cuando buscamos un empleo lo hacemos de manera que su remuneración económica nos permita afrontar gastos y nos deje un extra para emplear en otros aspectos de la vida. Sin este sueldo, trabajar no tendría sentido. Sin embargo, cada vez estudiamos más a las empresas que buscan trabajadores. Además de una economía estable, queremos un puesto de trabajo que implique un salario emocional.

Este tipo de remuneración no es más que toda retribución no económica que la empresa presta al trabajador para incentivarlo, aumentar su productividad y mejorar el ambiente laboral. Además, el salario emocional permite al empleado satisfacer sus necesidades personales o profesionales, mejora su calidad de vida y fomenta la retención del talento en la empresa.

<< Conoce ahora todas las empresas en las que puedes trabajar con Adecco >>

Está claro que, sin la retribución económica, ninguna oferta de trabajo nos es muy interesante. Sin embargo, el dinero no lo es todo. Si la empresa se compromete a recompensar a sus trabajadores con otro tipo de remuneración, nos sentiremos mucho más atraídos hacia sus ofertas. Contar con un buen ambiente, posibilidad de mejorar tu carrera profesional o la facilidad en la conciliación familiar, nos hará más proclives a fidelizarnos y ofrecer todo nuestro potencial en el puesto de trabajo.

Salario emocional vs salario económico

Por ley, todo trabajo debe ser remunerado económicamente. Sin embargo, el salario emocional adquiere prácticamente la misma importación que el económico.

Ofreciendo un buen salario emocional, las empresas mejorarán su posición frente a la competencia, tendrá mayor calidad en su ambiente organizacional y mantendrá a los empleados siempre motivados. Todo trabajador satisfecho minimiza los costes administrativos de las empresas al producir una reducción de rotación.

¿Quién no ha escuchado quejas de profesionales por tener jornadas infinitas, poca conciliación o un mal ambiente laboral? Este tipo de comentarios se producen independientemente al salario económico del empleado. Si la percepción laboral es negativa, el factor económico jamás compensará al trabajador.

Cómo fomentan las empresas el salario emocional de sus trabajadores

Retener el talento y que el trabajador se sienta cómodo realizando sus funciones es fundamental para que toda empresa prospere. Por ello, muchos negocios ya retribuyen a sus empleados con distintos tipos de salario emocional. De esta forma, se incentiva la motivación y el compromiso con la compañía.

Flexibilidad laboral

La jornada laboral de 8 horas debe cumplirse. Sin embargo, el horario de entrada y salida puede ser flexible y no tiene por qué realizarse siempre dentro de la oficina. A estas alturas, todo empresario debe ser consciente de que cumplir con un horario estricto no es sinónimo de productividad.

Teletrabajo

Las nuevas generaciones de trabajadores apuestan por puestos que fomenten el teletrabajo o trabajo desde casa. Las Nuevas Tecnologías y la especialización de los empleados permiten que el teletrabajo aumente la productividad y mejore la conciliación laboral y familiar.

Desarrollo profesional y personal

Fomentar el desarrollo de los empleados, tanto a nivel profesional como personal, conseguirá fidelizarlo. Si la empresa nos quiere por nuestro talento, querrá que lo desarrollemos y nos sigamos formando para mejorarlo. No solo conseguiremos nuevas habilidades, sino que seremos más productivos.

Posibilidad de crecer en la empresa

Entrar a formar parte en un equipo en el que sabes que, con el tiempo y la adquisición de mejores habilidades, optarás por un mejor puesto de trabajo, hará que nos sintamos muy motivados. Además, sabremos que nuestro esfuerzo será recompensado, nos sentiremos estables y querremos mejorar día a día.

Ambiente laboral libre de toxicidad

A nadie le gusta trabajar en un ambiente hostil. Un entorno laboral sin conflictos, en el que puedas compartir opiniones y sugerencias nos fidelizará muchísimo con la empresa. Se debe fomentar el trabajo en equipo y desarrollar una cultura de empresa donde cada empleado sepa cuál es su lugar.

Conciliación laboral y familiar

En este aspecto, las empresas tienen muchas opciones para fomentar una buena conciliación. Horarios flexibles, días de asuntos propios, jornadas libres por consecución de objetivos, guarderías dentro de la empresa, posibilidad de ir al trabajo acompañado de tu mascota…

A la hora de postular por un nuevo puesto laboral, el salario emocional que acompañen a dicho trabajo será muy importante para nosotros. La calidad de vida primará en nuestra decisión sobre si lo aceptamos o no.

Ser parte de las decisiones empresariales

Todo negocio que tenga en cuenta la opinión de sus empleados logrará que éstos se sientan parte de este, conscientes de ser fundamentales para el desarrollo de la empresa. En caso contrario, sentiremos la necesidad de buscar otro trabajo donde nuestro talento sea mejor valorado.

Salas de desconexión

Si la empresa a la que postulas para entrar a trabajar ofrece salas de descanso, juegos o gimnasio, te sentirás mucho más atraído hacia ella. Poder desconectar unos minutos durante la jornada laboral nos beneficia en mejorar nuestro rendimiento y frescura.

Estos son solo algunos ejemplos de salario emocional que podemos encontrar en las nuevas ofertas de empleo. ¿Cuál de ellos crees que podría interesarte más a la hora de postular por un trabajo?

Descarga gratis la guía definitiva para superar una entrevista de trabajo
Descargar

Últimos artículos publicados

Descarga gratis la guía definitiva para superar una entrevista de trabajo
Descargar guía