Cómo impulsar la empleabilidad

Publicación
26 de noviembre de 2019
Lectura: 5 minutos
empleabilidad

¿Cómo impulsar nuestra empleabilidad? ¿Eres un candidato o una candidata capaz de despertar la curiosidad de los recruiters? ¿Cuáles son las competencias que puedes aportar al mercado laboral y que te diferencian del resto de candidatos?

El concepto de empleabilidad gana cada vez más peso en los procesos de selección.

 Seleccionar a la persona más adecuada entre miles de Curriculums es, no siempre es sencillo.

Tú puedes ponérselo más fácil a los responsables de RRHH haciendo más visible tu talento.

Qué es la empleabilidad

Los técnicos en materia de reclutamiento han definido la empleabilidad como una capacidad personal en el ámbito del mercado laboral, hace referencia a la habilidad para optar a un empleo o desarrollarse en él.  En este sentido, el candidato/a presenta un potencial individual que despierta el interés de las empresas para que forme parte de ella.

Como candidato/a es importante que pongas el foco en identificar, desarrollar y poner en valor esas competencias que te permiten impulsar tu empleabilidad ante los reclutadores.

Posiblemente, a la hora de actuar para resolver la cuestión de cómo impulsar tu empleabilidad, estés encarando el camino más adecuado para tu futuro profesional. En unos momentos en los que encontrar empleo puede resultar el trabajo más duro, la empleabilidad se convierte en un factor competitivo clave.

La empleabilidad contra los vaivenes del mercado laboral

La situación del mercado laboral en la actualidad es compleja, pero si tienes claro tu propósito y eres capaz de desarrollar tus competencias para adaptarte a las nuevas exigencias de las organizaciones y a las fluctuaciones del mercado laboral, estarás impulsando tu empleabilidad a futuro.

El entorno profesional está sometido a cambios desenfrenados y a un ritmo impetuoso. La realidad obliga a los candidatos/as a afrontar dichos cambios y adaptarse a un nuevo escenario laboral, convirtiendo el cambio en una ventaja competitiva. Ante este panorama, como candidato/a tienes la necesidad de exponer lo que te diferencia del resto. Es la única manera eficaz de maximizar tus oportunidades.

Para llegar a este punto, en el que puedes conseguir destacar gracias a tu valor diferencial, has de acometer distintas estrategias. En esa búsqueda puede que, incluso, acabes cambiando de estudios, reorientarte hacia otro sector y hasta cambiar de profesión.

No debes cerrar ninguna puerta. Esto incluye la posibilidad de acabar dedicándote a algo completamente nuevo y diferente de lo que tenías en mente o a lo que te habías estado dedicando hasta ahora. Lo importante es que encuentres tu propósito, tu camino a nivel profesional y que pueda ser útil para otros, es decir, que se demande en el mercado y puedas llevarlo a cabo de manera sostenible.

¿Sabes cómo impulsar la empleabilidad?

Para una persona que busca trabajo, saber cómo impulsar la empleabilidad resulta de vital importancia. Hay que determinar que es algo que se genera en base a nuestra capacidad de aprendizaje y al fomento de nuestra curiosidad.

En este camino, impulsar tu propia empleabilidad conlleva la necesidad de actualizar tus conocimientos. Pero también requiere de capacitación para ser flexible y poder afrontar los cambios.

Como puedes ver, son muchas habilidades y competencias que es necesario mostrar y lo más habitual, en la mayor parte de los casos, es que no hayamos identificado ni trabajado esas competencias regularmente, pero tenemos la oportunidad de entrenar para poder desarrollarlas. Por supuesto, también hay que sacar provecho de la destreza que te haya proporcionado el trabajo a través de tu trayectoria. Todo ello resultará imprescindible para conseguir cultivar un grado competitivo de empleabilidad.

Consejos para impulsar la empleabilidad personal

¿Cómo podemos impulsar nuestra empleabilidad? La respuesta en sí parece sencilla: adaptando nuestro talento a través del desarrollo de competencias.  Compartimos algunas claves que pueden orientarte para saber por dónde comenzar a fomentar tu empleabilidad.

El plan de carrera profesional

Idea y define cuáles son realmente tus objetivos profesionales. Esto te ayudará a permanecer activo y huir de tu zona de confort. Piensa cuáles son los logros que deseas alcanzar en tu vida laboral, cuál es tu propósito. Es importante determinar si lo tuyo va por el emprendimiento o prefieres un trabajo flexible que se base en la consecución de proyectos, qué se te da bien, qué te apasiona, qué te hace feliz y en qué punto te encuentras ahora mismo.

Del mismo modo, puedes plantearte a qué contactos deseas acceder. Incluso puedes decidir cuál es la empresa en la que quieres aterrizar. Es ahora cuando debes tener claro quién anhelas ser. Empodérate y convéncete de que, para alcanzar tus logros, no hay barreras. Es el momento de apostar por tus metas y entender qué necesita el mercado laboral analizando las ofertas que se generan.

La transversalidad

Ser flexible y adaptable es primordial. Tener la capacidad de reinventarse es otro must en un entorno laboral tremendamente cambiante. Estas habilidades son fundamentales y resultan ser de las más apreciadas por los responsables de selección.

Tienes que asumir que te encuentras en un escenario en el que la versatilidad, la variabilidad y la transformación son protagonistas. Ya no es posible obcecarse en la idea de conservar el mismo puesto de trabajo para toda la vida. Las empresas necesitan personas que puedan incorporar nuevas formar de actuar y de generar valor en la compañía.

Es importante que asumas que formamos parte de un entorno muy variable. La evolución tecnológica es imparable y la globalización es un hecho constatable. Estos factores han propiciado nuevas fórmulas de cooperación. Aceptarlo y adaptarse te acerca a un empleo de calidad.

La formación

A la hora de afrontar cómo impulsar la empleabilidad resulta esencial poner en valor a la formación continua. Esta cuestión debe integrarse en tu desempeño cotidiano. Tienes que permanecer informado de las novedades que surgen en tu sector. De este modo, evitarás quedarte obsoleto y tu perfil continuará siendo atractivo para los recruiters.

Tu marca personal

La identidad digital es de suma importancia para una persona que desea impulsar su empleabilidad. Los reclutadores analizan la información que se expone en tu currículum. Sin embargo, no se basan únicamente en este documento para tomar sus decisiones.

Los responsables de RRHH suelen bucear en las redes sociales, todo “rastro” forma parte de la marca personal que proyectas. Todo esto les facilita una imagen más completa acerca de cómo eres y cuáles son tus habilidades, a lo largo del proceso de selección.

Es fundamental que trabajes tu marca personal y que decidas qué huella  quieres dejar en los demás.  Esta solución conseguirá ofrecer una fórmula para ponderar tanto tu trayectoria profesional como aquellas competencias especialmente relevantes y que te hacen destacar.

Ampliar la red de contactos

Debes prestar mucha atención a tu red de contactos. Procura ampliarla y mantenerla viva. El networking es otra de las prácticas que te ayudarán a encontrar oportunidades laborales. Debes tener en cuenta que casi un 80% de las ofertas de empleo se encuentras a través de estas vías.

Estos son solo algunos consejos que puedes tener en cuenta a la hora de impulsar tu empleabilidad. De cualquier manera, queda claro que se trata de una tarea personal que pasa por mantenerse actualizado y en una formación continua para no dejar de desarrollar tu talento y ponerlo al servicio de los demás.

Delia Rodríguez Blanco, Directora nacional de proyectos.

Etiquetas:
Descarga gratis la guía definitiva para superar una entrevista de trabajo
Descargar

Últimos artículos publicados

Descarga gratis la guía definitiva para superar una entrevista de trabajo
Descargar guía