“Aparentes fracasos te llevan a grandes logros”

Mónica Esgueva es Licenciada en Ciencias Económicas, Master en Comercio Exterior, en Programación Neurolinguística (PNL) y en Coaching con PNL. Trabajó durante muchos años en la escuela de negocios Insead (Francia), especializándose en programas de Liderazgo. Desde 2008 se dedica al Coaching Ejecutivo (ayudando a directivos a desarrollar su potencial) y al Coaching personal (asistiendo a personas a superar sus dificultades y vivir con más plenitud. Ha sido elegida una de las Top 100 Mujeres Líderes en España 2014, en la categoría de “Pensadoras y Expertas”. Recientemente también ha presentado su último libro “10 claves para alcanzar tus sueños”. Hoy, esta talentosa joven nos cuenta un poco más sobre la importancia del autoconocimiento y las claves para enfrentar los momentos de crisis durante nuestra carrera profesional.

¿Cuál es el papel que desempeña una coach ejecutivo y personal?

En mi opinión debe ser el de acompañar al cliente a superar los obstáculos y lastres que le impiden conseguir lo que se propone en la vida (a nivel profesional y/o personal). La persona siempre posee más recursos de los que cree y hay que ayudarle a conectarse con ellos.

¿Cuáles han sido los principales aprendizajes sobre el éxito y el fracaso que te ha dejado tu experiencia en esta área profesional?

El éxito y el fracaso rara vez son lo que parecen. Hay muchas personas de gran éxito material que están vacías y desgarradas por dentro, por ejemplo. Y en numerosas ocasiones los aparentes fracasos son los que te abren las puertas para emprender nuevos caminos que te llevan a grandes logros y satisfacción personal.

Te has especializado en programas de liderazgo, ¿cuáles crees que son las principales características o habilidades personales que debe tener alguien para poder desempeñar un rol de líder eficazmente?

No es fácil ser un buen líder. Los líderes hoy en día, más allá de simplemente ejercer poder como hacen los jefes, han de inspirar, guiar con su ejemplo, ser humildes, empáticos con los miembros de su equipo, proporcionar herramientas a los menos aventajados pero comprometidos, transmitir ilusión, y ser coherentes entre lo que dicen y hacen.

Muchos profesionales deben enfrentar obstáculos como el desempleo o la insatisfacción en el trabajo, ¿qué consejo les darías para superar esos momentos críticos para retomar las riendas de sus carreras profesionales?

Hay circunstancias en la vida que no podemos elegir y nos vienen dadas. A veces se convierten en verdaderos desafíos, pero si no adoptamos una posición derrotista o victimista pueden ayudarnos a fortalecernos y crecer. La actitud es fundamental frente a las crisis y las dificultades, es lo que al final nos dará la gasolina para seguir avanzando o para desistir. Y a partir de ahí ocuparnos en seguir aprendiendo en lugar de preocuparnos por lo que está fuera de nuestro control.

¿Cuál es la importancia del autoconocimiento para alcanzar los objetivos que nos proponemos en la vida personal o profesional?

Es esencial. Resulta imposible lograr lo que te propones si no sabes quién eres, tus fortalezas y tus áreas más débiles; debes conocer las cargas que arrastras, las heridas que no has sanado, los miedos que te encogen y te paralizan, tus creencias limitantes, lo que te puede estar saboteando, y para qué buscas conseguir ciertas metas… sin conocer mejor tu interior darás muchos palos de ciego en el exterior, y en ocasiones podrás percatarte que estás subiendo una escalera que está apoyada en la pared equivocada cuando ya estás a punto de llegar a lo más alto.

¿Cómo podemos lograr ese autoconocimiento?

Se trata de una manera de mirar y mirarse, de interesarse por el mundo interior, por descubrir lo que tenemos dentro sin tapujos ni engaños, y es un proceso que dura una vida entera. Somos seres en continuo devenir, vamos cambiando a lo largo de nuestro caminar en función de las elecciones que tomamos ante las diversas circunstancias y acontecimientos que se nos presentan. Escoger un camino de autoconocimiento significa que siempre estarás comprometido con tu desarrollo personal en lugar de culpar a los demás y a lo que te ocurre de tus penas. Y también significa que la vida se convierte en una aventura apasionante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *