“En Suiza, el que la sigue, la consigue”

Imagen: trabajar en el extranjero. Suiza. Adeccorientaempleo
 

Sara es periodista y máster en información económica. Antes de emigrar a Suiza, vivía en Madrid, y ante la sorpresa de una oportunidad laboral en aquel país para su pareja, se despertó en ella el anhelo de salir también a descubrir nuevos desafíos profesionales y personales. Actualmente se desempeña como consultora de marketing y comunicación en el sector financiero y comparte con quien quiera oírla todos los aprendizajes y experiencias que su vida en Suiza le brinda. 

¿Cuándo y por qué decidiste emigrar?

Decidí emigrar a Suiza hace ahora 3 años y en compañía de mi pareja, a raíz de una oferta de trabajo que recibió de parte de una empresa local. Aunque los dos estábamos trabajando en España, la posibilidad de trasladarnos a Suiza nos pareció una muy buena oportunidad para disfrutar de una experiencia internacional y, a nivel laboral, enriquecer nuestros respectivos perfiles profesionales. La idea de empezar una nueva vida en otro país, aprender otros idiomas, conocer a personas que de otra manera nunca habría llegado a conocer… siempre me había llamado la atención, por lo que al surgir esta oportunidad, no me lo pensé dos veces. Además, Suiza es un país muy atractivo en muchos aspectos: ofrece una alta calidad de vida, ambiente internacional, buenas oportunidades a nivel laboral, ubicación para viajar, etc.

¿Te preparaste de algún modo especial para este viaje? 

Antes de aceptar la oferta de trabajo, dedicamos varias semanas a recabar toda la información posible: salarios, coste de la vida, sistema sanitario, condiciones para expatriados, experiencias de otros emigrantes, posibles oportunidades de trabajo para mí… En general, invertimos tiempo en tratar de conocer la realidad del país, saber cómo sería nuestra hipotética vida en Suiza y si se correspondería con nuestras expectativas. Una vez tomada la decisión, intenté hacer contactos en la ciudad en la que hoy vivimos, Winterthur (muy cerca de Zúrich), para conseguir más información, y porque siempre es agradable conocer a alguien para tomar un café cuando acabas de mudarte a una ciudad. Tuvimos suerte y hoy puedo decir que la primera persona con la que contacté y entablé conversación sigue siendo una muy buena amiga a día de hoy. En cuanto al idioma, ni mi pareja ni yo hablábamos una sola palabra de alemán antes de llegar a Suiza, pero eso no nos quitaba el sueño. Confiábamos en poder defendernos en inglés y empezar a estudiar alemán al mudarnos, y eso fue lo que hicimos.

¿Cómo conseguiste tu primer empleo en Suiza?

Al llegar a Suiza no tenía trabajo y lo cierto es que no me dispuse a encontrar un empleo hasta varios meses después, cuando sentí que había llegado el momento. Una de las ventajas que ofrece Suiza es el nivel salarial, que permite que dos personas e incluso más puedan vivir con un solo sueldo, lo que me permitió dedicar los primeros meses de mi estancia a estudiar alemán, pulir mi inglés, retomar viejas aficiones… En ese momento empecé a escribir La vida en Suiza, blog en el que comparto mis experiencias, todo lo que aprendo sobre la sociedad suiza y sus reglas, y a través del que ayudo a otras personas que estén pensando en mudarse a Suiza o quieran conocer el país. Pocos meses después empecé a buscar trabajo. Al ser periodista y haber trabajado siempre en marketing y comunicación -profesiones muy dependientes del idioma-, encontrar un empleo no parecía tarea fácil. Eso me desanimó un poco durante la búsqueda, pero finalmente, después de 15 entrevistas y varias negativas, encontré trabajo en Zúrich, en el sector bancario.

¿A qué te dedicas actualmente y cómo ves  las posibilidades de conseguir empleo en el país?

Actualmente trabajo en una oficina de Banca Privada asistiendo a gestores de cuentas o “banqueros”, un trabajo que en principio no tiene nada que ver con lo que había hecho en el pasado pero en el que estoy aprendiendo mucho y que complementa mi trayectoria. En cuanto al mercado laboral en Suiza y posibilidades de conseguir un empleo, depende mucho del tipo de trabajo que se esté buscando, en qué sector, qué tipo de puesto, etc. En general hay mucha oferta de empleo pero también mucha competencia para conseguir el puesto, competencia que varía en función del trabajo. Por ejemplo, creo que hay buenas oportunidades en el sector IT y enfermería. También hay posibilidades en otros campos, pero todo dependerá de la preparación y experiencia de la persona, su método de búsqueda, contactos y, como siempre, de tener un poquito de suerte. Si en algo coincidimos todos los que un día buscamos trabajo y hoy trabajamos aquí, es en que en Suiza “el que la sigue, la consigue”. Solo es cuestión de persistir y no desanimarse.

¿Recomendarías Suiza para tener una experiencia laboral y de vida?

Sin duda, Suiza es uno de los mejores destinos para vivir una experiencia internacional, tanto a nivel personal como laboral. Es un país que ofrece una alta calidad de vida, la oportunidad de conseguir un empleo en un entorno internacional, buenas condiciones a nivel laboral, un salario atractivo, la posibilidad de ahorrar para el futuro, formar parte de una comunidad de expatriados tan extensa como variada, aprender idiomas, viajar… Con sus cosas buenas y no tan buenas, dado que la perfección no existe y en Suiza muchas veces me he sentido como “en otro planeta”, creo que este país reúne todas las condiciones para disfrutar de la experiencia de ser emigrante de manera positiva. Tan buena en ciertos aspectos que quizá lo complicado, y por ello negativo, sea decidir regresar algún día.

Categoria: Mi maleta y yo

:: EL BLOG EN LAS REDES ::